Un buscador de internet suele ser un sitio web que permite al usuario introducir datos para realizar consultas a través de la red. ¿Quieres saber qué tipos hay y cómo funcionan?

 

Clasificando los buscadores

Aunque haya uno que predomine entre todos los buscadores de internet, hay muchos más, y todos se clasifican en cuatro tipos.

Motores de búsqueda

Son los buscadores que te permiten hacer consultas a partir de palabras clave. Google es el más famoso de esta categoría. La peculiaridad de estos buscadores es que están constantemente actualizando sus bases de datos, pues la red está en constante crecimiento. Por eso, se programan para abarcar el mayor número de páginas web.

Motor coche

Un motor de búsqueda ofrece páginas que contengan una consulta determinada, ordenadas en función del valor atribuido por el buscador según numerosos parámetros. La forma en la que se ordenan, o incluso qué páginas pueden aparecer en los resultados, depende del buscador en particular.

Directorios

Fueron los primeros buscadores en internet. Estos buscadores ofrecen páginas ordenadas por categorías. En los directorios el usuario encontrará páginas de calidad, ordenadas por categorías, por lo que no será necesario introducir palabras clave.

En este caso, las páginas se añaden de forma manual. Es decir, la indexación la llevan a cabo personas, y no programas informáticos. Así pues, las búsquedas en directorios suelen centrarse en la temática de los sitios web, y no su contenido.

Eso sí, un buen directorio debe tener un buen mantenimiento y estar constantemente actualizado. Dmoz es un buen ejemplo.

Meta-buscadores

Son buscadores que incorporan múltiples buscadores. Es decir, utilizan diferentes buscadores para ofrecer los mejores resultados a partir de la combinación de estos. Permiten hacer búsquedas en varios buscadores a la vez y de forma automática.

Estos buscadores no dependen de una base de datos, sino de la información que recogen de otros buscadores. De esta forma, se consigue tener una visión más global de lo que hay en la red.

En Sirvelia nos gusta ZapMeta, no dudes en consultarlo. ¿Conoces alguno?

Especializados

Por último, existen buscadores especializados, que centran su contenido en un sector concreto. Estos buscadores permiten mayor profundidad en las búsquedas. A veces una búsqueda en los buscadores generales no será suficiente, por lo que los especializados pueden ser útiles cuando las consultas son más específicas o centradas en un tema concreto.

También llamados buscadores verticales, suelen aportar resultados más relevantes para un usuario con una consulta del sector correspondiente. Buscadores de hoteles o vuelos, son buscadores especializados, y suelen ser la mejor opción para encontrar los mejores resultados en estos intereses.

 

Motores de búsqueda y sus arañas

Un motor de búsqueda general, como Google, tiene una (gigante) base de datos en la que guarda información de millones de sitios web. Cuando hagamos una consulta en el buscador, se realizará una búsqueda entre todas las páginas indexadas en esa base de datos, encontrando centenares de miles de resultados. Pero, ¿cómo se crea la base de datos de tantas y tantas páginas web?

Los buscadores utilizan programas informáticos que, comúnmente, se llaman arañas (“spiders”). Las arañas rastrean automáticamente páginas, y siguen los enlaces que estas contienen. Al seguir los enlaces, rastrean las páginas enlazadas, y así sucesivamente. Este proceso de rastreo se hace continuamente, por lo que la base de datos se actualiza regularmente.

Red-y-araña

Para determinar qué resultados se muestran, y cuáles se muestran antes, influyen muchos factores. En resumen, el buscador analiza la calidad de la página en función del número de veces que las palabras de nuestra consulta se repiten, si se encuentran en el título de la página, y un largo etcétera.

Cada buscador tiene su algoritmo para determinar el valor de las páginas web. Por ejemplo, Google tiene uno llamado PageRank, que determina la relevancia de una página en función de muchas variables, como el número de enlaces externos hacia esa página. En definitiva, calcula la reputación y el valor de una página. Una página con una puntuación alta se mostrará a un usuario que tiene una determinada consulta antes que una con una puntuación inferior.

 

Ritmo de actualización

Si tienes un sitio web, querrás que aparezca en los buscadores, ¿no es así? Pero esto no ocurrirá de la noche a la mañana. Cada buscador tiene un ritmo de actualización.

Telarana

En Sirvelia tenemos claro que para que tus páginas aparezcan en los buscadores, es necesario crear un buen contenido, una correcta programación web, así como el factor más importante: tener paciencia.

No dudes en contactar con nosotros si necesitas nuestro asesoramiento.

 

Alternativas a Google

Para acabar, te ofrecemos algunas alternativas a Google. Cada buscador tiene su modo de valorar las páginas web, así que habrán diferencias en los resultados en algunos casos. Te animamos a que pruebes las mismas palabras clave en estos, u otros buscadores. ¿Hay diferencias?

Yahoo
Bing
DuckDuckGo
Internet Archive